Adsense

lunes, 29 de julio de 2013

Parte de Guerra Nacional (29 de julio 1936)

Combates en la Sierra de Madrid.—Campaña de Guipúzcoa.
—Ocupación de Aragón.—Socorro a Oviedo—Operaciones en Andalucía

Segunda División.—En las primeras horas de la tarde, entró en Huelva la Columna del comandante Vierna, uniéndose a las fuerzas de la Guardia Civil y Asallto que habían efectuado la ocupación de la capital la noche anterior.

Por la Columna del capitán de corbeta Carranza se ocupó Ayamonte, Isla Cristina, Lepe, Cartaya, Aljaraque y Villarrasa.

Al tener conocimiento de la entrada de nuestras fuerzas en Huelva, fueron ocupados por fuerzas de la Guardia Civil los pueblos de Trigueros, Beas, Valverde del Camino, Castillejos, La Puebla, Paymogo, San Silvestre, San Juan del Puerto, Gibraleón, Moguer y Palos de Moguer.

Quinta División.—Se ocupa Almudévar por fuerzas de Zaragoza y Huesca, librándose combate e interviniendo la aviación enemiga.

Una Columna al mando del coronel Sueiro sale de Zaragoza con la misión de pacificar la zona de Azaila-Hijar-Albalate; el acceso a esta zona la vigilan fuerzas de caballería por la zona carretera y puente de Gelsa sobre el Ebro.

Sexta División.—La Columna de Beasáin marcha sobre Villafranca de Oria.

La Columna de Tolosa ha ocupado Leaburu, posición dominante sobre Tolosa, en la que el enemigo se defiende. Se han capturado dos camiones blindados y se han hecho 40 muertos y 10 heridos al enemigo. Nuestras bajas son 40, aproximadamente.

Séptima División.—Las fuerzas de la Columna que interviene en las operaciones del Alto de León, se constituyó en dos agrupaciones para operar en los sectores que divide la zona de marcha, la carretera a Guadarrama y Madrid, directriz de las operaciones, actuando una por el sector derecho y otra por el izquierdo.

La primera de ellas dio principio a la operación con gran decisión, hasta llegar a la altura de la cota 1.127. Los rebeldes, no obstante el intenso fuego de su artillería y de su aviación, dueña en absoluto del aire, bombardeó todas nuestras posiciones durante todo el día con gran continuidad. La tenaz resistencia que quiso oponernos fue completamente batida y desalojado de sus posiciones. En el sector izquierdo trató el enemigo de envolver nuestro flanco con gran intensidad y resistencia. Se combatió durante toda la jornada. En todas las ocasiones fue rechazado con bajas vistas muy elevadas. La artillería propia combatió con éxito la contrabatería, haciendo acallar con frecuencia sus fuegos, batió concentraciones enemigas y Columnas de camiones procedentes de Villalaba que conducían refuerzos. Por nuestra parte tuvimos unas 100 bajas.

Octava División.—En Villavieja, fueron agredidas nuestras fuerzas por grupos de marxistas sin que tuviéramos que lamentar baja alguna. Al enemigo se le hicieron muchos muertos y heridos.

La Columna del comandante Ceano salió de Lugo para pernoctar en Ribadeo. Continúa la labor de desarme y reclutamiento en toda la región.

No hay comentarios:

Publicar un comentario